Construye tu personalidad

PERSONALIDAD VALIENTE


La drogadicción tiene un componente social que condiciona tanto que pensar que un medicamento va a ser suficiente creo que es muy simplista. Los medicamentos van a ayudar a aumentar la probabilidad de que la gente pueda dejar de tomar drogas. Es como el tratamiento de la depresión; se pueden dar medicamentos antidepresivos, pero la intervención psicoterapéutica aumenta enormemente las chances. Uno de los aspectos más comprometidos, es el deseo casi irresistible de consumir cocaína. Se dijo erróneamente, que no creaba dependencia física sino psicológica, pero está demostrado que es incierto. Un adicto es capaz de consumir a pesar de saber que va a sufrir después, que van a presentarse consecuencias desagradables. Saber lo que le espera, no lo sabe del todo, porque puede ser que tenga un episodio crítico, una isquemia o una pérdida de juicio que le haga hacer cosas que ni imaginaba. Y todo eso, a pesar de la pérdida de su identidad, aunque haya hecho promesas sinceras. Acaban con su matrimonio, y su vida, se torna en una dificultad añadida. Sin embargo, quiere dejarlo, no quiere consumir, no quiere esa vida, necesita ayuda y misericordia. En esa espiral, resulta obvio que querer no poder frente a la adicción que es una realidad en su vida, pero evidentemente no puede, y el deseo de consumir es inevitable.

    Veamos cuales podrían ser los pasos más importantes para construir una personalidad:

  1. Sé tú mismo, pero corrigiendo.
  2. Ten un proyecto de vida coherente.
  3. Estabilidad psicológica entre corazón y cabeza.
  4. Vivir el presente asumiendo el pasado y con las ilusiones del futuro.
  5. Dueño de ti mismo. Dile NO a la enfermedad.
  6. Educación sexual y educación afectiva.

Es curiosa la evolución del pensamiento que se tenía sobre la droga y que se tenía no hace tanto y el que se tiene ahora. Hemos pasado de considerarlo un vicio, una inmoralidad, después que el adicto no sabía solucionar sus problemas y era responsable de consumir, hasta que hoy se afirma y demuestra que es una enfermedad crónica y progresiva.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.